Ya que en tus ojos cabían las olas/yo me embriagaba de brisa y de sol/mientras las bubias cruzaban los cielos/buscando ensueños y playas lejanas.//¡Rojas auroras!, mis labios bebían/el perfume violento de tu piel/y tus ojos, motivo recurrente/de mis ansias sin medida, me hablaban/de palacios y jardines que el mar/recuerda en su nostalgia.

Fondo musical: Vivaldi. Gran concierto en sol menor, op. 3 no. 2. I. Adagio. Archivo Europeo.

Fotografía: Flor García Rufino.

Translate this for me please

    Audiobook
    • 95 bpm
    • Key: Fm
    Full Link
    Short Link (Twitter)
    Download Video Preview for sharing